Según una leyenda, los conquistadores españoles traían del puerto de Panamá un navío negrero con 23 esclavos dirigido a Lima. Pero el barco se encalló, por las malas condiciones de la navegación, en el norte de Esmeralda durante treinta días. Antes de reanudar el viaje, los españoles bajaron con sus esclavos. a tierra para abastecerse de agua y de alimentos. Aprovechando la situación, os esclavos atacaron a y eliminaron a sus amos, para luego refugiarse en las junglas de los ríos Cayapa y Santiago, donde hoy en día viven sus descendientes.

Cuando los africanos llegaron a América, su alimentación había sido influenciada por la gastronomía europea. Su alimentación consistía principalmente de arroz mezclado con masa de carne, gallina, pescado o vegetales, cocido todo junto y sazonado con pimienta, especias y aceite de palma.

A partir de su llegada en la zona costera ecuatoriana se impuso como alimento básico el arroz y el pescado empleando la variedad de especias como el curry, jengibre, clavo, canela, comino y otros.

Entre los platillos típicos de la costa con influencia africana, encontramos el encebollado, caldo de pescado con yuca, cebolla, pimiento, limón, tomate y hierbas. Se acostumbra acompañarlo con pan, chifle o canguil.

El famoso ceviche, pero con la particularidad que es preparado con pasta de maní; y de los esclavos africanos heredamos el consumo de las menudencias de la res y de cerdo, basta mencionar el delicioso platillo como el mondongo, la cabeza horneada de puerco o de res.